Las ventajas del jamón ibérico

Las ventajas del jamón ibérico

Todos sabemos que el jamón ibérico cuenta con multitud de beneficios y ventajas para nuestra salud, siendo además también bueno para la dieta al no engordar. Desde iberjagus.com, en base a sus años de experiencia creen que ha ido calando la idea de que el jamón es para la cultura gastronómica del país lo que la pasta para Italia o el paté para Francia.

Un producto natural de lo más apetecible

Los beneficios a nivel de salud que tiene el jamón ibérico hacen que sea una auténtica fuente de proteínas, vitaminas y minerales que son, sin duda, necesarias para nuestro organismo, ya que aportan un perfil equilibrado y de moderación en cuanto a calorías.

Básico en cualquier dieta sana y equilibrada

Un dato importante es que la grasa que tiene el jamón ibérico son ácidos de tipo insaturado y esta clase de grasa tiene propiedades donde destaca la protección de nuestro corazón.

El jamón de bellota es sano y también muy delicioso. Un dato importante que conviene no olvidar es que la alimentación y el ejercicio físico que realiza el cerdo es fundamental para la calidad de lo que luego será el jamón.

Cuando hablamos del ejercicio, lo hacemos de la época de pastoreo, que es una fase que es justo cuando sucede la caída de la bellota.

Conforme más ejercicio se haga, se fortalecerán más las fibras musculares, además de que conforme más se mueva, se come quema más grasa y más músculo tiene, añadido a que será una estructura de mayor fortaleza y vigor.

El cerdo llega a consumir del orden de unos 8 kilos al día de bellotas, lo que mezclado con 3 kilos de hierba, lo que hace es que el cerdo vaya a engordar en la montera del orden de ochenta kilos.

Hay que añadir que el jamón ibérico de bellota es de lo más digestivo, por su pobreza en colágeno. En el caso de que seas deportista no tienes de qué preocuparte, pues también tiene muchas proteínas, las cuáles son fundamentales para el desarrollo de los músculos.

¿Cuáles son los beneficios tiene el jamón ibérico para la salud?

En estos días que vivimos ha quedado claro que el jamón ibérico es de los productos gourmet más importantes, pero toda esa buena fama hay gente todavía que lo pone en duda. Para bastante gente es de los alimentos de gran salud, pero para otros es de fuente de grasas de carácter animal. Una buena ocasión para dar una repaso a los beneficios más importantes.

¿La grasa del jamón ibérico es saludable?

Hay estudios de carácter científico demostrados que dicen que la grasa del cerdo ibérico de bellota cuenta con un 55% del tan estupendo ácido oleico, el cual tiene un efecto de lo más positivo para el colesterol en la sangre y que lo que hace es elevar la tasa del colesterol denominado “bueno” (HDL.

Estudiosos del tema dicen que la grasa de los animales rumiantes tiene una mayor riqueza en ácidos grasos saturados que la que tienen los cerdos generalmente.  La diferencia se nota bastante más al compararla con la de los ibéricos, los cuales tienen una alimentación especial, caso de la bellota.

Hablamos de unos animales montaneros, los cuales andan mucho y cuentan con más músculo y menor grasa.

Los expertos dicen que el jamón se puede consumir en reducidas cantidades entre un par y tres veces semanalmente.

El jamón ibérico, fuente de vitaminas y minerales

Pensemos que el jamón es una fuente de proteínas, vitaminas y ácido fólico. Hablamos de unos elementos vitales para que funcione bien nuestro cerebro. No olvidemos que también tiene riqueza en vitamina E (antioxidante) y en minerales como por ejemplo, el calcio, hierro, cobre, fósforo o el selenio.

Compatible con dietas bajas en calorías

Los expertos dicen que si se consume de manera moderada el jamón ibérico no se perjudica a las tan seguidas y populares dietas bajas en calorías. Pensemos que cada cien gramos de jamón ibérico de bellota, el aporta calórico llega a ser de unas doscientas cincuenta calorías, lo que hace que si se consume de forma moderada no va a perjudicar a las dietas reducidas en calorías.

Podemos decir que la única pega que tiene es sal, pero pensemos que la clase de jamón el que tiene menos, del orden de un cinco por ciento.

Esperamos que después de todo lo que te hemos contado te hayan quedado claras las ventajas que tiene este alimento, que para nosotros los españoles es más que un simple alimento, es parte indisoluble de nuestra cultura.

Deja una respuesta