Unas vacaciones en caravana

Unas vacaciones en caravana

Cuando alguien habla de vacaciones solo se imagina una cosa: playa y relax. Sin embargo, no siempre tiene que ser así. Reconozco que hasta hace unos años ese era mi concepto de vacaciones. Es decir, irme a un hotel, a ser posible con la famosa pulserita, y disfrutar de la piscina, de la playa y de los cócteles. Con el paso de los años me di cuenta que irse de vacaciones podría ser mucho más amplio. Así es como, por casualidad, conocí una asociación de aficionados a las caravanas que me metieron en este mundillo.

Lo primero que tienes que saber es que para conducir este tipo de vehículo no es necesario sacarse ningún carné especial, basta con el permiso B para turismos. Siempre que el vehículo no supere una MMA (Masa Máxima Autorizada -la suma de la carga más la tara de la caravana-) de 3.500 kg. Es decir, la mayoría de ellas se pueden conducir simplemente con el carné de coche. También hay que saber que si pesa más de 750 kilos habrá que contratar un seguro específico y hay que matricularla.

Este tipo de turismo te permite una gran movilidad. Por ejemplo hacer una parte de las vacaciones en la playa y otra en la montaña en un mismo viaje sin tener que volver a casa a cambiar de maletas. Es como tener un dos en uno. Y también la independencia que proporciona el no tener que estar tan pendiente de las reservas hoteleras y poder viajar más a la aventura, buscando sitios donde dormir cada noche. Fue una sensación de libertad tremenda que me hizo sentirme único.

Bien es cierto que también encuentres algún inconveniente. Por ejemplo, no en todas partes puedes aparcar un vehículo de este tipo, ya que está prohibido estacionar más de 48 horas seguidas fuera de las zonas habilitadas para ello. En cuanto a las limitaciones de velocidad, los vehículos con caravana superior a 750 kg de peso no pueden superar los 80 km/h en autopista y autovía, y los 70 km/h en carreteras convencionales. Son viejas reivindicaciones que las asociaciones están realizando desde siempre. Son muchas las reuniones con las administraciones para poder encontrar una solución.

Viajar en autocaravana en verano es una opción ideal para toda la familia. No te preocupes por las dudas que siempre surgen. Por ejemplo, en los aseos de las autocaravanas nuevas están totalmente equipados con inodoro y ducha. Las camas de los modelos actuales han evolucionado también para ofrecer un confort máximo. “La cocina de las autocaravanas nuevas nos permiten también seguir cuidando nuestra alimentación. En ellas podemos guardar los alimentos frescos en la nevera, y preparar los platos más exquisitos en el horno o el fogón de su interior. Es como llevar una casa a nuestras espaldas”, explican desde Caravanas Cruz, que son especialista en sus ventas.

Hay muchas rutas en España para poder hacer caravaning. Incluso también en Europa, ya que es un continente perfecto para trazar rutas en caravana, por el estado de sus carreteras (normalmente en condiciones) y por los paisajes diferentes que puede ofrecer, siempre en conjunción con las grandes capitales que nos acogerán en el caso de ser necesario. Los cámpings, además, abundan y también tienen una gran oferta.

Ruta por Cádiz

En nuestro caso la ruta fue por Cádiz. Pasando por playas de Zahara de los Atunes, Los Caños y Tarifa, ya que además de su belleza en todos ellos podrás estacionar tu caravana de manera completamente gratuita o muy económica. Una vez ya estés en Cádiz te esperan las calas de muchos lugares, ya que su increíble belleza y el hecho de que puedas viajar hasta allí en caravana hacen de este destino un lugar de obligado paso.

Mi amor por las caravanas llegó al punto de que me compré una. Una de cinco  plazas en circulación, con cama suspendida de techo eléctrica 2 plazas (máx. 230kg), salón y cocina en L, cama trasera regulable en altura (manual), con un gran frigorífico 140l con cajón independiente para 9 botellas de 1,5l, botellero vertical, cuarto de aseo con ducha separada, ventana en el cuarto de baño y un gran garaje regulable con 2 portones y cerraduras tipo automoción. Como puedes ver, no puedo pedir más.

En España, cada año se matriculan unas 4.000 autocaravanas y podría incrementarse este año un 40 % con respecto a las cifras de 2018. La mejora de la situación económica del país en general, el aumento de los desplazamientos y la gran cantidad de reservas hoteleras este verano contribuyen a este previsto crecimiento. Mi recomendación es que pruebes alguna vez a realizar este tipo de vacaciones porque no te van a defraudar.

 

Deja un comentario